En un hecho sin precedente que va en contra de todas las predicciones relacionadas al mercado de la música su relación con la tecnología y la piratería un disco compacto (CD) que integra una tecnología para evitar que se hagan copias ilegales de este se coloca como el CD de mayor venta según las listas oficiales de ventas.

El CD titulado “Contraband” de la banda “Velvet Revolver” compuesta por ex-integrantes de los famosísimos grupos Stone Temple Pilots y Guns N Roses entre otros figura en estos momentos como el CD de mayor venta en el mercado musical estadounidense. Esto a pesar de que este CD integra una tecnología creada por la compañía SunnComm Technologies que evita que copias puedan ser producidas en las millones de computadoras y duplicadoras de CD que existen en los hogares de hoy día. Este CD así como varios otros principalmente del sello disquero BMG están explícitamente identificados con un pegadizo que indica que está “protegido contra la duplicación no autorizada”.

Sin embargo la firma no ha dejado fuera a las personas que gustan de tener música grabada en sus computadoras y en sus equipos de música portátiles. Y es precisamente en este aspecto que el iPod, el reproductor portátil de música digital de mayor venta en el mercado, queda imposibilitada de poder almacenar una copia digital de las canciones de “Contraband”.

Todo se debe a la batalla que actualmente se libra por implantar un formato de música digital que destrone al incumbente actual (MP3) y que provea los mecanismos anti-piratería que exige la industria de la música. Por un lado está Apple cuyo exitoso iPod (y el programa que lo acompaña conocido como iTunes) aparte de reproducir música en MP3 sólo reconoce música en el formato AAC utilizado por la firma para la venta de canciones a través de su tienda en la Internet “iTunes”. Y “en la otra esquina” está Microsoft y su formato WMA. Y es que resulta ser que el CD de “Velvet Revolver” incluye además de las canciones en un formato compatible con la gran mayoría de los reproductores de CD de música en el mundo copias de estas en el formato WMA de Microsoft.

Es aquí precisamente donde se hace imposible el que un usuario de iPod (o de cualquier otro equipo de música digital que no reproduzca música en el formato WMA) pueda transferir las canciones de este CD a su equipo ya que el iPod no puede reproducir canciones en formato WMA.

Pero no todo esta perdido para la iPod ya que SunnComm ha indicado en su página de Internet que “está buscando en conjunto con Apple una solución para esta situación”. Esto no es consuelo para los millones de dueños de iPods los cuales hasta que SunnComm y Apple no se pongan de acuerdo no podrán satisfacer su deseo de tener en sus equipos el último “hit” del momento.

ANUNCIO

Es razonable pensar que el éxito de “Contraband” llena de esperanzas a las casas disqueras las cuales durante los pasados 8 años han sufrido el fuerte embate de la tecnología. Si estas deciden aumentar la cantidad de CDs lanzados al mercado con la tecnología anti-piratería de SunnComm significaría que el iPod quedaría fuera del delicado balance entre la industria de la música los consumidores de música y los equipos para reproducirla que poseen.

La industria de la música había experimentado anteriormente con diferentes formas de proteger su producto contra la piratería produciendo bochornosos resultados que incluyeron problemas de compatibilidad con reproductores de CD y hasta causar que se “frise” (“crash”) algunas computadoras. Uno de los más conocidos fue el que con tan sólo usar un marcador permanente de tinta negra era posible desactivar el sistema anti-copias de un disco compacto.

De hecho este mismo sistema creado por SunnComm no es infalible. El estudiante de doctorado de la Universidad de Princeton John Halderman descubrió cómo desactivar el sistema anti-piratería de SunnComm. Al ser un CD de música insertado en una computadora este es reconocido por la PC y procede a instalar automáticamente un programa que se supone bloquee el que programas para “quemar” o hacer copias de CDs puedan extraer las canciones para crear archivos digitales que puedan ser utilizados de varias maneras. Pero sistemas operativos como Windows proveen una manera para evitar que programas grabados en medios como un CD puedan instalarse automáticamente. Al oprimir la tecla “SHIFT” se bloquea la instalación del programa (en este caso incluído en un CD con la tecnología de SunnComm) previniendo que se instale el programa anti-copias y por ende permitiendo que se puedan realizar copias. La firma indicó que esta conciente de esto y que la tecnología se desarrolló más bien para desalentar al copiador casual y no al usuario con conocimientos amplios sobre la tecnología.

Sin comentarios aún. Haz que el tuyo sea el primero.

Comenta y exprésate

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Publicación o post anterior

Abandona Sony el mercado de PDAs

Próxima entrada o post

"GoTo 0": una mirada a los comienzos de Tecnetico.com