Con frecuencia escuchamos cómo hackers norteamericanos, rusos y de Europa oriental han causado calamidades en instituciones públicas, privadas y hasta militares.

Nombres como Kevin MitnickDavid L. Smith y Sven Jaschan, responsables de ingresar ilegalmente en sistemas de computadoras de varias multinacionales, crear el virus “Melissa” y “Sasser”, respectivamente, son los que probablemente vendrán a la mente en primera instancia.

Es entonces que uno nota que en dicha lista, y una similar compilada hace unos años por el diario británico Telegraph, que no hay nombres ni apellidos latinoaméricanos. ¿Significa esto que en Latinoamérica no hay hackers de ese calibre?

ANUNCIO

Definitivamente que no.

Portada de Blomberg Businessweek con la historia de Andrés Sepúlveda (cortesía de Bloomberg)
Portada de Blomberg Businessweek con la historia de Andrés Sepúlveda (cortesía de Bloomberg)

Por mi trabajo conozco de la existencia de talentosísimos seres humanos -todos latinoamericanos- que, desafortunadamente, han decidido emplear sus increíbles destrezas en programación, análisis y comprensión de las matemáticas en actividades que realmente no son del todo provechosas.

Es por eso que leí con muchísimo interés el recuento en español de Bloomberg de cómo el colombiano Andrés Sepúlveda alega haber sido responsable de ataques, infiltraciones y otras actividades cibernéticas que por ocho años manipularon los resultados de las elecciones de nueve países de la región.

Escrito por los periodistas Jordan Robertson, Michael Riley y Andrew Willis, este relata cómo Sepúlveda, utilizando código que él mismo creo (esto fue comprobado por terceros contactados por Bloomberg), se dio a la tarea por contrato o encargo, la mayoría de las veces por órdenes de un asesor político de nombre Juan José Rendón, el cual fue partícipe importante de importantes eventos electorales como las elecciones en México, donde Enrique Peña Nieto salió victorioso y que Sepúlveda alega tuvo mucho que ver en dicho resultado.

Mediante ataques e infiltraciones cibernéticas, el colombiano Andrés Sepúlveda alega ser responsable de por 8 años cambiar el curso de la política latinoamericana.
— Bloomberg

Sepúlveda, quien actualmente cumple una condena en una cárcel de máxima seguridad en Colombia tras haber sido arrestado al participar de un programa de noticias de la televisión colombiana, afirma haber infiltrado o “hackeado” teléfonos, computadoras, servidores, cuentas de email y récords financieros, entre otros tipos de archivos y documentos, tanto de individuos como de partidos políticos. Por sus actos, Sepúlveda cobró cientos de miles de dólares.

El relato, disponible tanto en español como en inglés, es altamente recomendado no sólo por la calidad de su redacción, sino también porque es un raro vistazo a Latinoamérica como superpotencia en asuntos de esta índole. Te invito a leerlo. Es fascinante.

Cuando lo leas, de seguro concluirás que “los bravos no sólo están en el norte y en el este” del planeta.

1 comentario

  1. ROM
    2 de April de 2016 | 3:01 pm a las 3:01 pm — Reply

    Paid for by the … chacho, no voy a decir quién estará detrás de eso.
    No quiero que me desaparezcan, a menos que me mude a un país que no tenga acuerdos de extradición con una nación por ahí, que controla todo y luego se quieren llamar: “la mejor democracia del mundo”.

Comenta y exprésate

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Publicación o post anterior

¿Pesa más una memoria USB de 32gb que esté llena vs. una vacía? La contestación te sorprenderá

Próxima entrada o post

Carrera entre un Modelo S de Tesla vs. un Boeing 737 de Qantas ¿Cual crees tú que gana?