Acabamos de recibir de parte de Samsung uno de los productos que fueron anunciados durante el evento Samsung Latin Forum 2011 en Santiago de Chile y que más tarde fueron ratificados en otro evento en República Dominicana durante el mes de julio.

Se trata del disco de estado sólido (“Solid State Drive”) Samsung MZ-5PA064/US con una capacidad de 64 gigabytes de memoria. ¿Qué rayos es un disco de estado sólido? Nada que ver con mantequilla, margarina ni aceites hidrogenados. Te explico…

Por décadas, las computadoras han utilizado dispositivos que por tecnología magnética se han encargado de almacenar de manera permanente la data o información que producimos o adquirimos en nuestras computadoras. En específico, el “disco duro”, “hard drive” o “hard disk” (HDD) ha sido parte esencial de nuestras computadoras, permitiéndonos cada día que pasa almacenar mayores cantidades de información de una manera razonablemente segura y confiable.

Partes internas de un disco duro ("HDD") foto: SXC
Partes internas de un disco duro (“HDD”) foto: SXC

Sin embargo, el disco duro tradicional cuenta con una serie de características que eventualmente lo conducirían hacia el camino de la obsolecencia.

Para empezar, el disco duro tradicional consiste de piezas movibles que, en caso de que este sufra algún golpe o sacudida fuerte, estas podrían fallar, causando la pérdida de la información que en estos se haya guardado. Dentro del mismo, discos de metal giran a velocidades de sobre 5,000 revoluciones por minuto y un diminuto mecanismo de escritura (llamado el “cabezal”) se suspende a micronésimas por encima del disco para efectuar el proceso de lectura y escritura de información. ¿Se imagina que este cabezal choque con un metal que gira a sobre 5,000 revoluciones por minuto? Aún con los sistemas seguridad y protección implementados en los HDD, las probabilidades de un desastre seguro son altas. Muy altas.

Otro asunto importante es su capacidad y el tiempo que toma el acceder lo almacenado en dicha  capacidad.

ANUNCIO

Los discos duros tradicionales ciertamente han evolucionado grandemente en el aspecto de capacidad. Pero las leyes de la física están empezando a hacerse sentir, y los ingenieros que diseñan estos dispositivos están encontrando que ya pronto no podrán rendir más el espacio disponible para el almacenaje de información. Simplemente ya no cabe más información en el espacio existente. Si a esto le sumamos que mientras mayor es la capacidad de un HDD es posible que tome más tiempo en localizar la información, y esto por ende aumenta el consumo de energía, es más que lógico el que la industria busque un sustituto para esta confiable y venerable pero ya envejeciente tecnología. Es entonces que llegan los SSD.

Contrario a un HDD, en el SSD no hay partes movibles de ningún tipo. Así es. No hay discos girando a miles de revoluciones por minuto, no hay cabezales que puedan precipitarse contra el metal. No hay nada.

Entonces, ¿qué hay dentro de un SSD? Veamos.

Vista interna a un SSD (fotos: Samsung / composición: Tecnetico.com)
Vista interna a un SSD (fotos: Samsung / composición: Tecnetico.com)

Chips de silicón encargados de almacenar la información y ya. ¡No hay más nada! Es muy similar a los “flash drives” o “pen drives” de tipo USB que ya es de uso común para transportar información de una computadora a otra. Otro ejemplo lo es la memoria interna de los teléfonos celulares y cámaras de vídeo. En un SSD se aplica el mismo concepto, pero los chips de memoria utilizados son diseñados para soportar el rigor del constante acceso a la información que en este se grabe.

Aunque aún son de alto costo, Samsung ha decidido asumir una posición de liderazgo al empezar desde ya a educar sobre su existencia, ventajas y beneficios, que podemos resumir de la siguiente manera: acceso a lo almacenado de manera más rápida con menor consumo de energía y con mayor confiabilidad. Y si le añadimos el ahorro en peso (el metal dentro de los discos duros es determinante en el peso final de dispositivos como laptops, etc.) y materiales, definitivamente su atractivo es grande.

El SSD que Samsung nos envió es de 64 gigabytes, capacidad que palidece en comparación con los HDD actuales, ya que hoy día estos alcanzan hasta los 2 terabytes.  Sin embargo, es importante notar que estos 64 gigabytes pueden ser usados para lo que tal vez se puede considerar un uso perfecto: ser el lugar donde se instale el sistema operativo (Windows, Mac OS X, Linux, etc.) de un computadora.

El hacerlo tiene el potencial de agilizar grandemente la velocidad de respuesta de esta, al punto de reducir a segundos el tiempo en que está lista para usarse luego de encenderse. Un ejemplo de esto lo podemos ver en el siguiente vídeo tomado en el evento de Samsung en Chile donde se demuestra la combinación de un SSD con otras tecnologías para agilizar la iniciación de una computadora:

[dciframe]http://www.youtube.com/embed/V65jbeRUGys?rel=0,425,349[/dciframe]

La promesa del SSD es fantástica: rapidez, precisión, ahorro de energía, espacio y peso, etc. Lamentablemente los precios todavía no hacen posible que esto esté al alcance de las masas.

Este modelo en particular tiene un precio sugerido de US$159.99. Por casi la mitad es posible adquirir un HDD de 1 terabyte, 15 veces más capacidad que el SSD de 64 gigabytes. En las versiones de 128 y 256 gigabytes, el precio a pagar es de US$299.99 yUS$599.99 respectivamente. Carísimo.

Está claro que es lo de adentro lo que vale. La parte superior exterior es de un atractivo aluminio pulido mientras que la parte inferior es puro plástico. Su peso es una fracción de un HDD de su categoría, que dicho sea de paso es de 2.5″, tamaño comúnmente utilizado en laptops (las “netbooks” usan discos duros de 1.6″ mientras que las de escritorio (“desktop”) utilizan los de 3.5″). La conexión a la computadora es por medio de un conector SATA. Internamente, el SSD de Samsung puede manejar una conexión SATA de hasta 3 gigabits por segundo.

En lo que esos precios bajan, es bueno ir conociendo esta tecnología (que dicho sea de paso, ya está presente sustituyendo el HDD en la MacBook Air de Apple y las laptop Serie 9 de Samsung, entre otras).

Próximamente realizaremos varias pruebas que nos revelarán si en efecto, la promesa de los SSD es real. A continuación algunas fotos de este producto.

5 comentarios

  1. HULK 3000
    10 de August de 2011 | 4:37 am a las 4:37 am — Reply

    SERA SUSESTIBLE A VIRUS SI O NO ?

  2. Gabriel
    5 de August de 2011 | 5:48 am a las 5:48 am — Reply

    Pronto mi macbook pro tendra un OCZ sata 3 @ 500mbs va a volar la contraya! Le voy a quitar el ODD y solo tendre las apps y mac os x y todos lo demas en el hdd.

  3. Joel
    5 de August de 2011 | 1:23 am a las 1:23 am — Reply

    llevo año y pico con ssd de intel y sinceramente no quiero volver atras a tener un hdd, vale la pena la inversion si total el usuario promedio no necesita tanto storage ya que casi todo se encuentra en forma de streaming en el web

  4. rammolo
    4 de August de 2011 | 8:16 pm a las 8:16 pm — Reply

    Refiriendome a mi post anterios, ni siquiera un par WD Velociraptors en “RAID-0” me han dado un index rating tan alto

  5. rammolo
    4 de August de 2011 | 8:09 pm a las 8:09 pm — Reply

    hace tiempo sigo esta tecnologia de SSD, aunque no la he usado en ninguna de mis maquinas, si ensamble una (para estudio grabacion audio) y creo es la 1ra vez que veo una puntuacion de 7.5 en el windows index en una instalacion que no sea “raid array” , en el caso de las laptops gasta menos bateria y en las desktops menos watts, lo unico que veo aun un poco inestable es el “MTBF” los que saben de computadoras, saben a lo que me refiero.

Comenta y exprésate

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Publicación o post anterior

Skype se actualiza para ofrecer vídeollamadas en 16 modelos de móviles; esposas alrededor del mundo aplauden

Próxima entrada o post

Aplicación de iOS te lleva noticias sobre música basado en tu librería de iTunes